Año: 2015

Lugar: Valencia

Programa: Reforma

Cliente: Privado

Estado: Construido

Equipo: JTuset & Proyectos Guaita SL.

Casa Pi


Escenario

Un matrimonio joven con dos niñas decide reformar un apartamento en una playa de la ciudad de Valencia.  La premisa del encargo es que el diseño sea sencillo y que evoque la condición marítima del lugar en el se encuentra la casa. Se quiere evitar por todos los medios cualquier decoración que haga referencia al mar y a lo marino. No quieren ornamentación, solo el deseo de la presencia de la luz blanca de Valencia.

La pareja señala que las vistas del mar y lo que sucede en él de manera casual es lo que más les atrae de esta casa. El baño en sus aguas tranquilas, el ritmo de las olas, las brisas cambiantes a lo largo del día, las tormentas invernales ocasionales, el rumor del mar embravecido, los barcos de pescadores por las mañanas y las regatas de veleros ocasionales en el verano es lo que introduce dinamismo a una casa que no pretende ser más que un lugar que apetece vivir.

El diseño plantea que la casa se asemeje a la cubierta de tarima de madera de un barco, que sus paredes blancas sean lienzos que reflejan la luz amortiguando su intensidad, que los espacios estén bien pensados en su distribución para albergar y guardar los recuerdos y las posesiones, y que existan guiños a la imaginería náutica en la puerta de lamas, los cortinajes que se asemejan a un velamen y el mobiliario modular que es más propio de un camarote. Las texturas de los materiales de la casa expresan la materialidad del fondo del mar, de los arrecifes y de las viejas embarcaciones repintadas por deseo expreso del cliente.

En esta casa se tiene la esperanza de que las dos niñas crezcan con un particular afecto hacia el mar.